Fantasmas
Rosa 13
Z.U.L.E.M.A.
Títeres
Honoria
Cuentos Cortos
Historias Cruzadas

viernes, 27 de marzo de 2015

Umberto Eco. El nombre de la rosa (5/7)

Para ir a la parte 4, picar aquí
Para ir a la parte 6, picar aquí

CAPÍTULO "Tercer día
TERCIA
Donde Adso reflexiona en el scriptorium sobre la historia de su orden y sobre el destino de los libros"

"El saber no es como la moneda, que se mantiene físicamente intacta incluso a través de los intercambios más infames; se parece más bien a un traje de gran hermosura, que el uso y la ostentación van desgastando"

"Así como un exceso de ternura ablanda y entorpece al guerrero, aquel exceso de amor posesivo y lleno de curiosidad exponía el libro a la enfermedad que acabaría por matarlo"

CAPÍTULO "Tercer día
SEXTA
Donde Adso escucha las confidencias de Salvatore, que no pueden resumirse en pocas palabras pero que le sugieren muchas e inquietantes reflexiones"

Salvatore le cuenta a Adso: "E iban matando a todos los judíos que encontraban a su paso, y se apoderaban de sus bienes. . .
-¿Por qué a los judíos? –pregunté.
Y Salvatore me respondió:
-¿Por qué no?
Entonces me explicó que toda la vida habían oído decir a los predicadores que los judíos eran los enemigos de la cristiandad y que acumulaban los bienes que a ellos les eran negados. Yo le pregunté si no eran los señores y los obispos quienes acumulaban esos bienes a través del diezmo, y si, por tanto, los pastorcillos no se equivocaban de enemigos. Me respondió que, cuando los verdaderos enemigos son demasiado fuertes, hay que buscarse otros enemigos más débiles. Pensé que por eso los simples reciben tal denominación. Sólo los poderosos saben siempre con toda claridad cuáles son sus verdaderos enemigos. Los señores no querían que los pastorcillos pusieran en peligro sus bienes, y tuvieron la inmensa suerte de que los jefes de los pastorcillos insinuasen la idea de que muchas de las riquezas estaban en poder de los judíos.
Le pregunté quién había convencido a la muchedumbre de que era necesario atacar a los judíos. Salvatore no lo recordaba. Creo que cuando tanta gente se congrega para correr tras una promesa, y de pronto surge una exigencia, nunca puede saberse quién es el que habla. Pensé que sus jefes se habían educado en los conventos y en las escuelas obispales, y que hablaban el lenguaje de los señores, aunque lo tradujeran en palabras comprensibles para los pastores. Y los pastores no sabían dónde estaba el papa, pero sí dónde estaban los judíos (...) Entonces el rey de Francia comprendió que habían pasado ya los límites y ordenó que se les opusiese resistencia en toda ciudad por la que pasaran, y que se defendiese incluso a los judíos como si fueran hombres del rey. . .
¿Por qué aquella súbita preocupación del rey por los judíos? Quizás porque se dio cuenta de lo que podrían llegar a hacer los pastorcillos en todo el reino, y vio que su número era cada vez mayor. Entonces se apiadó incluso de los judíos, ya fuese porque éstos eran útiles para el comercio del reino, ya porque había que destruir a los pastorcillos y era necesario que todos los buenos cristianos encontraran motivos para deplorar sus crímenes. Pero muchos cristianos no obedecieron al rey, porque pensaron que no era justo defender a los judíos, enemigos constantes de la fe cristiana.
Y en muchas ciudades las gentes del pueblo, que habían tenido que pagar usura a los judíos, se sentían felices de que los pastorcillos los castigaran por su riqueza" (pero que no sean alemanes, porque nadie los perdona, ¿verdad?)

CAPÍTULO "Tercer día
NONA
Donde Guillermo habla con Adso del gran río de la herejía, de la función de los simples en la iglesia, de sus decidas acerca de la cognoscibilidad de las leyes  generales, y casi de pasada le comenta cómo han descifrado los signos nigrománticos que decía Venancio"

El capítulo es muy interesante en general, habla un poco de historia y un poco de cómo veía la iglesia en ese entonces a los herejes. Aunque las cosas no han cambiado mucho, sí ha habido cierta evolución, al menos, en la forma de nombrarlos y en la forma de contrarrestarlos. Además, está presente un diálogo filosófico muy bueno entre Guillermo y Adso. En resumen, este capítulo es muy bueno para leerse completo

CAPÍTULO "Cuarto día
TERCIA
Donde Adso se hunde en la agonía del amor, y luego llega Guillermo con el texto de Venancio, que sigue siendo indescifrable aun después de haber sido descifrado"

"A menudo un libro inofensivo es como una simiente, que al florecer dará un libro peligroso, o viceversa, es el fruto dulce de una raíz amarga"

CAPÍTULO "Cuarto día
VÍSPERAS
Donde Alinardo parece dar informaciones preciosas y Guillermo revela su método para llegar a una verdad probable a través de una serie de errores seguros."

"-¿En París siempre tienen la respuesta verdadera? -Nunca, pero están muy seguros de sus errores"

CAPÍTULO "Quinto día
SEXTA
Donde se encuentra a Severino asesinado y ya no se encuentra el libro que él había encontrado."

"¡Tenía razón Bacon cuando decía que el primer deber de un sabio es el de estudiar las lenguas!"

"sin duda es humano cometer errores, pero que hay seres humanos que los cometen más que otros, y a ésos se los llama tontos,"


Para ir a la parte 4, picar aquí

Para ir a la parte 6, picar aquí

viernes, 20 de marzo de 2015

Umberto Eco. El nombre de la rosa (4/7)

Para ir a la parte 3, picar aquí
Para ir a la parte 5, picar aquí

CAPÍTULO "Primer día

VÍSPERAS
Donde se visita el resto de la abadía, Guillermo extrae algunas conclusiones sobre la muerte de Adelmo, y se habla con el hermano vidriero sobre los vidrios para leer y sobre los fantasmas para los que quieren leer demasiado." (Sí, todo este chorote es el nombre del capítulo)

Diálogo entre Guillermo y Nicola, el vidriero. Empieza Guillermo: "Hay una magia que es obra del diablo y que se propone destruir al hombre mediante artificios que no es lícito mencionar. Pero hay otra magia que es obra divina, ciencia de Dios que se manifiesta a través de la ciencia del hombre, y que sirve para transformar la naturaleza, y uno de cuyos fines es el de prolongar la misma vida del hombre. Esta última magia es santa, y los sabios deberán dedicarse cada vez más a ella, no sólo para descubrir cosas nuevas, sino también para redescubrir muchos secretos de la naturaleza que el saber divino ya había revelado a los hebreos, a los griegos, a otros pueblos antiguos e, incluso hoy, a los infieles (¡no te digo cuántas cosas maravillosas de óptica y ciencia de la visión se encuentran en los libros de estos últimos!). Y la ciencia cristiana deber recuperar todos estos conocimientos que poseían los paganos y poseen los infieles tamquam ab iniustis possessoribus.
-Pero, ¿por qué los que poseen esa ciencia no la comunican a todo el pueblo de Dios?
-Porque no todo el pueblo de Dios está preparado para recibir tantos secretos, y a menudo ha sucedido que los depositarios de esta ciencia fueron confundidos con magos que habían pactado con el diablo, pagando con sus vidas el deseo que habían tenido de compartir con los demás su tesoro de conocimientos." (...) Además, como advertía el gran Roger Bacon, no siempre los secretos de la ciencia deben estar al alcance de todos, porque algunos podrían utilizarlos para cosas malas. A menudo el sabio debe hacer que pasen por mágicos libros que en absoluto lo son, que sólo contienen buena ciencia, para protegerlos de las miradas indiscretas.
-¿Temes, pues, que los simples puedan hacer mal uso de esos secretos? -preguntó Nicola.
-En lo que se refiere a los simples, sólo temo que se espanten, al confundirlos con aquellas obras del demonio que con excesiva frecuencia suelen pintarles los predicadores" (Menciona Guillermo, que a veces las personas recurrían a plegarias para administrar las curas. No porque las plegarias curaran, sino para que las personas estuvieran más dispuestas a recibirlas. Lo mismo escuché decir, con otras palabras, a un brujo satanista. Continúa Guillermo) "Pero a menudo los tesoros de la ciencia deben defenderse, no de los simples, sino de los sabios (...) ¡ay! si cayesen en manos de hombres que las usaran para extender su poder terrenal y saciar su ansia de posesión (...) A veces es bueno que los secretos sigan protegidos por discursos oscuros. (...) Lo que no significa que no haya que revelar nunca los secretos, sino que son los sabios quienes han de decidir cuándo y cómo."

CAPÍTULO "Segundo día

PRIMA
Donde Bencio da Upsala revela algunas cosas, Berengario da Arundel revela otras, y Adso aprende en qué consiste la verdadera penitencia."

En este capítulo se desarrolla el tema de que la gente no peca o no hace cosas malas más por miedo que por convencerse de que está haciendo un mal. Un ejemplo que me pareció interesante y gracioso, es que para que los italianos no orinen las paredes (porque según dice Guillermo, en eso son como los perros), ponen imágenes de santos

CAPÍTULO "Segundo día
COMPLETAS
Donde se entra en el Edificio, se descubre un visitante misterioso, se encuentra un mensaje secreto escrito con signos de nigromante, y desaparece, en seguida después de haber sido encontrado, un libro que luego se buscará en muchos otros capítulos, sin olvidar el robo de las preciosas lentes de Guillermo"

Teofanía material. La exaltación de los sentidos mediante los objetos perceptibles por los sentidos, lleva a la mente a estados de exaltación que le ayudan a entrar en armonía con lo que se evoca mediante esos objetos. O algo así

CAPÍTULO "Segundo día
COMPLETAS
Donde se entra en el Edificio, se descubre un visitante misterioso, se encuentra un mensaje secreto escrito con signos de nigromante, y desaparece, en seguida después de haber sido encontrado, un libro que luego se buscará en muchos otros capítulos, sin olvidar el robo de las preciosas lentes de Guillermo"

" siempre es mejor que el que nos infunde miedo tenga más miedo que nosotros"

" Bacon tenía razón cuando decía que la conquista del saber pasa por el conocimiento de las lenguas" (Creo que por eso me interesan tanto los idiomas)

En este capítulo hay algunas técnicas de encriptación de la información; pero vamos, que la esteganografía ha avanzado mucho y estas técnicas ya son fáciles de descifrar

CAPÍTULO "Segundo día

NOCHE
Donde se penetra por fin en el laberinto, se tienen extrañas visiones, y, como suele suceder en los laberintos, una vez en él se pierde la orientación"

Diálogo entre Guillermo y Adso, empieza Guillermo: "¿Qué lees en él?
-No leo. No son letras del alfabeto, y no es griego, no podríais reconocerlo. Parecen gusanillos, sierpes, cagaditas de mosca...
-¡Ah! es árabe" (jejeje)

"Entramos en el pasadizo del osario, y juro que la mueca mortuoria de aquellas cabezas descarnadas me pareció dulce como la sonrisa de alguien querido. Regresamos a la iglesia y salimos por la puerta septentrional, para ir a sentarnos, felices, entre las lápidas" (esta parte me pareció tan gótica, jejeje)

"al parecer, los jóvenes necesitan dormir más que los viejos, quienes ya han dormido mucho y se disponen a hacerlo para toda la eternidad" (esta también, y un tanto cruel, jejeje)


Para ir a la parte 3, picar aquí

Para ir a la parte 5, picar aquí

viernes, 13 de marzo de 2015

Umberto Eco. El nombre de la rosa (3/7)

Para ir a la parte 2, picar aquí
Para ir a la parte 4, picar aquí

CAPÍTULO: Primer día. SEXTA. Donde Adso admira la portada de la iglesia y Guillermo reencuentra a Ubertino da Casale.

"Salvatore hablaba todas las lenguas, y ninguna. O sea que se había inventado una lengua propia utilizando jirones de las lenguas con las que había estado en contacto." (A ver si no me pasa esto cuando aprenda más idiomas, jejeje)

"cuando entra en juego la posesión de los bienes terrenales es difícil que los hombres razonen con justicia"

"Hay una sola cosa que excita a los animales más que el placer: el dolor. Cuando te torturan sientes lo mismo que cuando estás bajo los efectos de las hierbas capaces de provocar visiones. Todo lo que has oído contar, todo lo que has leído, vuelve a tu cabeza, como si estuvieses arrobado, pero no en un rapto celeste, sino infernal. Cuando te torturan no dices sólo lo que quiere el inquisidor sino también lo que imaginas que puede producirle placer porque se establece un vínculo (éste Sí verdaderamente diabólico) entre tú y él"

"Sí, hay lujuria en el dolor, así como existe una lujuria de la adoración e, incluso, una lujuria de la humildad" (por eso renunció a ser inquisidor Guillermo, porque) "Me faltó coraje para hurgar en las debilidades de los malvados, porque comprendí que son las mismas debilidades de los santos"

"En lo único en que hay que pensar, ahora al final de mi vida lo comprendo, es en la muerte"

CAPÍTULO "Primer día. DESPUES DE NONA. Donde se visita el scriptorium y se conoce a muchos estudiosos, copistas y rubricantes así como a un anciano ciego que espera al Anticristo"

Menciona un poco sobre la filosofía de la estética, no aprendido por Guillermo, sino por sí mismo, y, por lo tanto, habla de lo que a él le parece bello, o bien, que le han enseñado que es bello; pero dudo mucho que Adso haya tenido el espíritu hambriento de su maestro, por lo que no puede hacer otra cosa que repetir lo ya leído o aprendido

También aquí sabremos que Adso tiene como lengua madre el alemán

Uno de los muchos argumentos de Jorge de Burgos contra la risa: "¡Un mundo invertido y opuesto al que Dios ha o establecido, so pretexto de enseñar los preceptos divinos!". A lo que le contesta Guillermo (sólo la parte que más me llamó la atención): "Pero el Areopagita" (es un discípulo de Pablo) "enseña -dijo con humildad Guillermo- que Dios sólo puede ser nombrado a través de las cosas más deformes. Y Hugue de Saint Victor nos recordaba que cuanto más disímil es la comparación, mejor se revela la verdad bajo el velo de figuras horribles e indecorosas, y menos se place la imaginación en el goce carnal, viéndose así obligada a descubrir los misterios que se ocultan bajo la torpeza de las imágenes". Jorge le dice (otra vez, el fragmento que más me llamó la atención): "San Bernardo tenía razón: poco a poco el hombre que representa monstruos y portentos de la naturaleza para realzar las cosas de Dios per speculum et in aenigmate se aficiona a la naturaleza misma de las monstruosidades que crea y se deleita en ellas y por ellas y acaba viendo sólo a través de ellas"

Los tres fundamentos de la teoría de Dionisio Areopagita: "Primero, porque así el alma humana se libera más fácilmente del error. En efecto, resulta claro que ciertas propiedades no pueden atribuirse a las cosas divinas, mientras que, tratándose de representaciones a través de la figura de cuerpos nobles, esa imposibilidad ya no sería tan evidente. Segundo, porque este tipo de representación conviene más al conocimiento de Dios que tenemos en esta tierra: en efecto, se nos manifiesta más en lo que no es que en lo que es, y por eso las comparaciones con las cosas que más lejos están de Dios nos permiten llegar a una idea más exacta de él, porque de ese modo sabemos que está por encima de lo que decimos y pensamos. Y, en tercer lugar, porque así las cosas de Dios se esconden mejor de las personas indignas."

La riqueza de este breve diálogo (aunque muy rico en ejemplos y adornos, eso sí), nos da para muchos temas de conversación de la filosofía de la estética


Para ir a la parte 2, picar aquí

Para ir a la parte 4, picar aquí

viernes, 6 de marzo de 2015

Umberto Eco. El nombre de la rosa (2/7)

Para ir a la parte 1, picar aquí
Para ir a la parte 3, picar aquí

NOTAS PRELIMINARES

Nos dice que la historia está adulterada, y que fue imposible recuperar del texto original ya que el destino quiso que el escritor lo perdiera para siempre, haciendo de su obra una muy imprecisa, ya que se tuvo que basar en traducciones de calidad y origen cuestionable. En fin, muy buen pretexto para escribir de hechos históricos y ser incierto para con los fanáticos de los detalles, jejeje

PRÓLOGO

Ya empieza Adso a escribir sus memorias, ya que ve próxima su muerte. Nos centra en el momento histórico en el cual sucedieron los hechos que va a narrar

Habla del gran lío que se hizo con tres papas, y menciona que Juan XXII no es de su agrado, considerando que el nombre ha quedado manchado

"(los hombres de esa tierra corrupta" (refiriéndose a Francia) "siempre tienden a favorecer los intereses de sus compatriotas, y son incapaces de reconocer que su patria espiritual es el mundo entero)"

A lo largo de la obra veremos frases en latín y en francés, así como nombre también italianos, cuidado con esos detalles porque no hay traducción, al menos en la edición que tengo

Narra, también los motivo que lo orillaron a recorrer el mundo (principalmente de índole política que acabaron con la paz), y a conocer a su maestro, el inglés Guillermo de Baskerville

"Sin embargo, de Guillermo hablaré, una única vez, porque me impresionaron incluso sus singulares facciones, y porque es propio de los jóvenes sentirse atraídos por un hombre más anciano y más sabio, no sólo debido a su elocuencia y a la agudeza de su mente, sino también por la forma superficial de su cuerpo, al que, como sucede con la figura de un padre, miran con entrañable afecto, observando los gestos, y las muecas de disgusto, y espiando las sonrisas, sin que la menor sombra de lujuria contamine este tipo (quizás el único verdaderamente puro) de amor corporal." (Esto no es una justificación a la homosexualidad, por el contrario, es una refutación)

"Los hombres de antes eran grandes y hermosos (ahora son niños y enanos), pero ésta es sólo una de las muchas pruebas del estado lamentable en que se encuentra este mundo caduco. La juventud ya no quiere aprender nada, la ciencia está en decadencia, el mundo marcha patas arriba, los ciegos guían a otros ciegos y los despeñan en los abismos, los pájaros se arrojan antes de haber echado a volar, el asno toca la lira, los bueyes bailan, María ya no ama la vida contemplativa y Marta ya no ama la vida activa, Lea es estéril, Raquel está llena de lascivia, Catón frecuenta los lupanares, Lucrecio se convierte en mujer. Todo está descarriado. Demos gracias a Dios de que en aquella época mi  maestro supiera infundirme el deseo de aprender y el sentido de la recta vía, que no se pierde por tortuoso que sea el sendero."

También nos dice que Guillermo era adicto

"A veces, como sucedió en la abadía, pasaba todo el día moviéndose por el huerto, examinando las plantas como si fuesen crisopacios o esmeraldas, y también lo vi recorrer la cripta del tesoro y observar un cofre cuajado de esmeraldas y crisopacios como si fuese una mata de estramonio." (A fin de cuentas, eso es lo verdaderamente valioso, todo lo demás, las joyas, son tonterías)

"Respondió que la belleza del cosmos no procede sólo de la unidad en la variedad, sino también de la variedad en la unidad" (Adso aprenderá con Guillermo a ver las mismas cosas desde una perspectiva distinta)

A ver, nerds de mecatrónica, aquí les va una definición medieval de lo que es una máquina: "Las máquinas, decía, son producto del arte, que imita a la naturaleza, capaces de reproducir, no ya las meras formas de esta última, sino su modo mismo de actuar. (...) algún día el plan divino pasará por la ciencia de las máquinas, que es magia natural y santa (...) No debes inquietarte porque aún no existan, pues eso no significa que no existirán. Y yo te digo que Dios quiere que existan, y existen ya sin duda en su mente, aunque mi amigo de Occam niegue que las ideas existan de ese modo, y no porque podamos decidir acerca de la naturaleza divina, sino, precisamente, porque no podemos fijarle límite alguno". Ya pueden arrojar sus trámites de maestría y doctorado por el retrete, que lo que estudian es cosa santa y obra de dios, aquel de quien tanto reniegan. Entonces, si según los científicos dios no existe, lo que estudian es falso al provenir de él

Del capítulo "Primer día. TERCIA. Donde Guillermo mantiene una instructiva conversación con el Abad." podemos sacar una clase de filosofía muy útil, impartida por Guillermo a Adso. En resumen, es el cómo ver la singularidad en la generalidad en base a las manifestaciones a nuestro alrededor, y de cómo se va creando en nuestra mente la idea concreta de la idea universal... y yo que pensé que este libro iba a ser más tranquilo de leer, jejeje

Notamos que los religiosos se basan en el hecho de que pensar es demasiado difícil para ellos, y mejor se lo dejan a dios. Por eso mismo, los que piensan, controlan el mundo, y son los que tienen la riqueza, porque los que no piensan, les dejan el poder, y no quieren pensar para lograr tener algo. Por eso mismo, siempre habrá ricos y pobres

"tal vez la única prueba verdadera de la presencia del diablo fuese la intensidad con que en aquel momento deseaban todos descubrir su presencia"

"a veces las órdenes que se imparten a los simples llevan el refuerzo de alguna amenaza"

"no todas las verdades son para todos los oídos, ni todas las mentiras pueden ser reconocidas como tales por cualquier alma piadosa"

"Los monstruos existen porque forman parte del plan divino, y hasta en las horribles facciones de los monstruos se revela el poder del Creador. Del mismo modo, el plan divino contempla la existencia de los libros de los magos, las cábalas de los judíos, las fábulas de los poetas paganos y las mentiras de los infieles. Quienes, durante siglos, han querido y sostenido esta abadía estaban firme y santamente persuadidos de que incluso en los libros que contienen mentiras el lector sagaz puede percibir un pálido resplandor de la sabiduría divina"


Para ir a la parte 1, picar aquí

Para ir a la parte 3, picar aquí