Fantasmas
Rosa 13
Z.U.L.E.M.A.
Títeres
Honoria
Cuentos Cortos
Historias Cruzadas

viernes, 23 de diciembre de 2016

VS YOLO

Llegará el momento en que hable de la obra de Kierkegaard como lo he hecho con otros filósofos; pero por ahora, un resumen de la parte de su filosofía que nos compete en la entrada de hoy

Kierkegaard no puede justificar mediante la razón la existencia de otro mundo más allá de este; pero está consciente de que nuestra herencia en el mundo es nuestro legado. Por eso debemos hacer lo mejor de lo mejor con nuestras habilidades, porque sólo tenemos una vida para hacerlo bien y no hay dos oportunidades, o logramos un legado o seremos olvidados, en el peor de los casos, odiados para siempre

Esta filosofía la dejó bien en claro cuando decidió no casarse, dejando plantada a la pobre muchacha, no porque quisiera vivir la vida loca; sino porque no sabía si era lo correcto, o si estaba siendo presionado por la sociedad de su tiempo. Y como en esa época dejar plantada a una chica era lo peor para ella, se portó como un vulgar canalla para que todos lo culparan a él y no a la pobre inocente, y en lugar de señalarla como la dejada, aplaudieran la ruptura de su compromiso

No sé cómo fue que se distorsionó esa filosofía por el mundo; pero lo que sí es un hecho es que de algún modo los hippies adoptaron una visión errada de esta filosofía, o si no fueron todos los hippies, al menos grupos de personas que justificaron sus vagancias y valemadrismos con una mezcla distorsionada de la filosofía de Kierkegaard y la hippie. No estoy seguro de esa parte; pero a lo que hemos llegado no se puede negar

Hemos llegado a un momento en que las personas viven, o mejor dicho, mal gastan su vida bajo el grito de YOLO (You Only Live Once, sólo se vive una vez). ¿Cómo se interpreta esa actitud? Vives una sola vez, haz lo que se te dé la gana. Y por esto culpo a Aleister Crowley, y por eso pongo entre la mira a los hippies, pues recibieron mucha influencia de él, quien bajo su fe de Thelema, hizo todo lo que se le dio la gana

¿Vives sólo una vez? ¡Consume todas las drogas, no tendrás otra oportunidad y al final te vas a arrepentir de no haberlo hecho! Es lo que te suelen gritar este tipo de personas. Y en sí mismo es un sofisma. ¿De qué te vas a arrepentir si al final no queda nada, si al final no hay segundas oportunidades? ¿Quieres drogas? Ven, te ofrezco crocodil. No se trata de empujar a otros, se trata de que vivas tu vida y no molestes a los demás. Si quieres arruinar tu vida, hazlo. No embarres a los demás. ¿Quieres vivir en la promiscuidad? No vengas a pedir ayuda cuando estés muriendo por ETS. Sólo tengo una vida como para ser un pañuelo. ¿Quieres vivir en diversión todo el tiempo? No me pidas dinero cuando estés en problemas o que te saque de apuros, mi vida es una y no tengo por qué pagar los platos rotos de otros

Lo que verdaderamente hubiera vivido Kierkegaard bajo el grito del actual YOLO, es vivir una vida plena, tratando de derrumbar mentiras y engaños para que la gente viva libre, consciente, con conocimiento. No en orgías sin sentido. El YOLO de la juventud actual no lleva a nada, el YOLO de Kierkegaard trae gloria a los demás. Y será la última vez que lo diga así, en realidad es la filosofía de Kierkegaard. Una oportunidad, úsala para bien, úsala para lo mejor. No arruines tu vida siendo un polvo que se lleva el viento, no arruines tu juventud en cosas que te desgastan sin beneficio

La mejor manera de vivir esta única oportunidad, es hacer las cosas bien por ti, para tus seres queridos, para los demás que vienen. Esa es la verdadera filosofía que se debe vivir con una única vida. Lo demás, son sólo tonterías que no tienen sentido

Muchos dirán que de qué sirve si al final no queda nada. Bien, los invito a leer mi entrada de la semana pasada. Los materialistas de esta época y los de otras siempre han dicho lo mismo; pero la filosofía los ha desmentido, se puede comprobar con lógica, razonamiento y matemáticas que existe algo más, sólo que no estamos en el plano correcto para percibirlo

No seas un borrego, no malgastes lo que tienes, tus fuerzas, tu salud, tu juventud, úsala para el bien de los demás, no dejes que otros te guíen, piensa por ti mismo y guíate a ti mismo en el camino de lo que es correcto

No hay comentarios:

Publicar un comentario